Equipo portátil o de desktop: tus mejores opciones

En el pasado, elegir la mejor tecnología informática solía ser un ejercicio de negociaciones frustrantes: ¿prefieres tener una mejor duración de la batería o un menor costo, una pantalla grande o más portabilidad? En la actualidad, elegir entre una laptop y un desktop ha dejado de ser cómo conformarse con menos y tiene que ver con maximizar tus opciones: con la continuas mejoras en la tecnología, y más opciones que nunca, puedes elegir la computadora ideal que se adapta a tus necesidades individuales.

Laptop versus desktop:  La división básica (pero ya no definitiva)
En 2008, las ventas de laptops superaron por primera vez las de los equipos de desktop, y los dispositivos portátiles se han consolidado aun más a medida que su potencia se fue incrementando y sus precios cayeron. Los equipos de desktop de ningún modo han desaparecido. Como todo lo demás en informática, la opción adecuada depende de cómo usarás el dispositivo. La división general entre las dos clases de computadoras es así:

  • Las laptops se adecuan al mundo móvil. Los puedes desconectar de una fuente de alimentación externa, y llevarlos contigo. Habitualmente, ocupan menos espacio y no requieren que compres un monitor separado.
  • Los equipos de desktop también tienen muchos puntos positivos. Habitualmente, los equipos de desktop ofrecen más potencia y capacidad de ampliación con un costo más bajo. También son más fáciles de actualizar, reparar y personalizar, razón por la cual suelen seguir siendo la opción preferida de los usuarios serios de gaming. También tienden a venir con mejores bocinas, más opciones de periféricos y teclados más grandes.

Dicho esto, ya no hay reglas unívocas. Algunas nuevas mini computadoras de desktop son tan pequeñas y discretas como los equipos portátiles. Y, hoy en día, las laptops pueden ofrecer el mismo nivel de potencia y desempeño que casi cualquier equipo de desktop.

Todo en uno: dar vuelta a la PC
Las capacidades de las computadoras de desktop actuales han evolucionado considerablemente. El ejemplo más claro de esto puede verse con la computadora “todo en uno” (AIO), que da vuelta la idea de la PC, literalmente. Un dispositivo “todo en uno” desdibuja las líneas entre los equipos de desktop y los portátiles con una gran pantalla táctil y una batería integrada, para que fácilmente puedas apoyarla, tumbarla o desenchufarla y pasarla a cualquier otra habitación de la casa. Estas computadoras inclusive pueden montarse en la pared para crear, transmitir y compartir contenido HD, jugar en línea con la familia o escuchar música.

Las computadoras “todo en uno” pueden costar más que un equipo de desktop tradicional, y podría ser más difícil actualizarlas, pero ofrecen una alternativa con estilo a los equipos tradicionales para el hogar, que ocupa poco espacio.

“En lo que estás invirtiendo realmente es en un diseño que te guste [con los equipos portátiles]. Eso puede incluir el peso, el grosor y el tamaño de pantalla, pero también comprende el diseño del teclado, el tamaño del mouse táctil, el grosor del marco alrededor de la pantalla, metal versus plástico, o incluso el color o el patrón detrás de la tapa.”

Dan Ackerman, Editor de Sección, CNET

2 en 1: la máxima versatilidad
La flexibilidad de las computadoras modernas queda demostrada con los dispositivos 2 en 1, equipos portátiles que pueden pasar de un modo encapsulado tradicional, a un modelo tablet y otras posiciones, como quedar parados tipo atril. Los dispositivos 2 en 1 vienen con pantallas que se pueden desmontar completamente o pantallas flexibles que se pueden plegar hacia atrás 360 grados. Las pantallas que se pueden plegar hacia atrás están destinadas a personas que quieren principalmente una experiencia de computadora portátil, mientras que las unidades desmontables se adaptan mejor a las personas que mayormente quieren usar un dispositivo 2 en 1 como tablet.

Ya sea que quieras usar tu computadora para ver películas, estudiar, llevar adelante tu pequeño negocio o realizar cualquier otra tarea, existe una opción ideal que se ajusta a tus necesidades. Considera cómo utilizarás la computadora y qué necesitas en términos de portabilidad, desempeño, flexibilidad, tamaño de monitor y precio, y luego ¡sal a comprar!

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Artículos relacionados

Intranet